Las primeras cuatro semanas de embarazo. 0-4 semanas de gestación.

Durante las 40 semanas de embarazo compartiremos un completo resumen de toda la información que necesitas sobre tu embarazo semana a semana. Destacando sobre todo, los cambios que se producen en tu cuerpo (futura mamá embarazada), el desarrollo y crecimiento de tu bebé durante el embarazo, la salud y emociones que te acompañarán durante la gestación, la dieta y alimentación que debes tener en cuenta y un apartado especial dedicado a las curiosidades propias de cada semana 🙂

Las primeras semanas de gestación son… ¡todo un misterio!  Todavía no sabes si estás o no embarazada, estas semanas pasan completamente invisibles a nuestros ojos, por lo que hemos agrupado estas 4 semanas (pues no es mucho lo que sucede dentro de este período) ya que cuando una confirma que está embarazada ya está en la cuarta hacia la quinta semana.

Semanas 1 y 2 del embarazo ¿qué sucede en estas semanas?

No es posible saber con exactitud el día que se produjo la concepción. Por esto, los especialistas calculan las semanas de embarazo a partir del primer día de la última menstruación. Así, la gestación dura 40 semanas, aproximadamente. La edad del feto, sin embargo, se calcula desde el momento de la concepción, que suele ser dos semanas después del primer día de la última regla (dos semanas menos que las de gestación). Si seguimos esta forma de contabilizar las semanas del embarazo, describimos aquí las primeras semanas de embarazo como las dos anteriores a la concepción. Así, en la semanas 1 y 2 de embarazo, tu cuerpo se está preparando para quedarte embarazada. 

Durante la primera semana de embarazo (que corresponde con la semana de la última menstruación) comienza el ciclo menstrual. Así, esta semana sería como cualquier semana que tienes la menstruación. La semana siguiente (la segunda semana) a la de la menstruación es la de preovluación (del 8º al 13º días de tu ciclo aproximadamente) se consideraría la segunda semana del embarazo. Esta semana, el ovario produce estrógenos, lo cual hace madurar al óvulo y el endometrio aumenta su grosor.

En estas dos primeras semanas todavía no se ha producido la fecundación del óvulo por el espermatozoide, pero tu cuerpo se va preparando para que sea posible. No observarás ningún síntoma diferente a los que tienes en tus dos primeras semanas del ciclo menstrual. Si has planificado tu embarazo, seguramente hayas ido ya al ginecólogo y te haya recetado ácido fólico

Semana 3 del embarazo ¿qué sucede en esta semanas?

Comienza una nueva vida

¡Ya ha ocurrido! En esta semana, uno de los aproximadamente 400.000 óvulos que están en los ovarios desde tu nacimiento ha madurado y se dirige a la trompa de Falopio, donde se junta con uno de los millones de espermatozoides que han ido a su encuentro. Es el inicio del embarazo, el comienzo de una nueva vida.

  • El milagro de la fecundación

Para que se forme la vida es necesario que dos células se fusionen, una femenina y otra masculina. Este proceso que así contado parece algo sencillo… en realidad no lo es. El embrión (el futuro bebé durante los primeros tres meses de su vida) es fruto de la unión de dos gametos (células sexuales), uno que procede de la mujer (el óvulo) y otro que procede del hombre (el espermatozoide).

fecundacion ovulo

Este proceso lo dividimos aquí en 4 pasos para explicarlo mejor:

  1. Los espermatozoides buscan el óvulo: durante el coito, los espermatozoides entran por la vagina, atraviesan el útero y llegan a las trompas de falopio (en más o menos dos horas). Allí, los espermatozoides, pueden sobrevivir de 48 a 72 horas. Es decir, la fecundación puede producirse dos o tres días después del coito. De los cientos de millones de espermatozoides que tiene el semen, solamente un centenar llegan hasta el óvulo y solamente uno de ellos logrará entrar en su interior y fecundarlo. Cuando ocurre, la membrana del óvulo, hasta entonces permeable, altera su estructura química y cierra el paso al resto de espermatozoides.
  2. La unión del óvulo y el espermatozoide: al unirse con el óvulo, el espermatozoide pierde la cola y fusiona su núcleo con el del gameto femenino. De esta simbiosis nace la primera célula: el huevo fecundado o cigoto, que contiene una información genética única: desde el color de ojos hasta la estatura aproximada que tendrá el nuevo ser humano.
  3. El viaje del huevo al útero: empujado por los impulsos musculares de la trompa y la ayuda de unos cilios vibrátiles (una especie de pelillos) que hay en nosotras, el huevo fecundado inicia un viaje de tres a cuatro días hacia el útero. A las pocas horas de la fecundación se divide en dos células y en el camino continúa desdoblándose en partes iguales. Cuando llega a la cavidad uterina consta de 16 células y se parece a una mora. No anida de inmediato, porque aún no ha alcanzado el desarrollo necesario, sino que permanece libre dos o tres días antes de implantarse en la mucosa uterina.
  4. Implantación del óvulo: la implantación tiene lugar 7 días después de la fecundación, es decir 21 o 22 días después del inicio de la última regla. El huevo se sitúa sobre el endometrio y se adhiere fuertemente a él como una ventosa. La capa exterior excava una especie de nido y forma el trofoblasto, una membrana que luego dará origen a la placenta, que nutrirá al bebé durante su estancia en el útero. A partir de ese momento, el desarrollo del embrión es constante.

Una o dos semanas después de la nidación, las hormonas comienzan a mandar señales que sugieren a la mujer que algo ha cambiado. Estos primeros síntomas de embarazo, que tanta alegría nos dan, en realidad son solamente un pequeño reflejo de la increíble transformación que ha empezado en nuestro cuerpo de mujer.

Datos de interés de la tercera semana

  • El espermatozoide y el ovocito son células reproductoras,  y por tanto sólo tienen la mitad de los cromosomas que tiene un ser humano normal.
  • Cada progenitor aporta 23 cromosomas que se unen en el zigoto, o futuro embrión, para formar una célula humana normal con 46 cromosomas, la mitad de cada progenitor.
  • Cada cromosoma está formado por millones de genes, que contienen la información necesario para formar al futuro ser humano.
  • Los cromosomas sexuales se encuentran desde el inicio de la fecundación
  • El sexo del futuro bebé viene determinado por el espermatozoide que ha fecundado al ovocito. Si es un cromosoma Y el embrión será niño, si es X será niña.
  • Tras la formación del zigoto, éste empieza a dividirse rápidamente en dos, cuatro, ocho… y así sucesivamente con los pocos días tiene ya miles de células.
  • En estos días de transformación pasa por diferentes fases en las que se denomina primero blastómera, luego mórula y posteriormente blastocito.
  • Mientras se transforma, desciende por la trompa hasta el útero, y en la semana 3 del embarazo se implanta en la pared interna del útero, que conocemos como endometrio

Semana 4 del embarazo ¿qué sucede en esta semanas?

Un sitio donde anidar

El pequeño embrión (ahora formado por varios centenares de células) avanza con seguridad: sale de la trompa de Falopio y se dirige al útero. Necesitará varios días hasta encontrar un lugar apropiado donde anidar. La implantación desencadena un flujo de hormonas que interrumpe las menstruaciones.

[Tweet “Entre la 4 y 5 semana se produce el retraso de la menstruación, es el momento de hacer el test de embarazo”]

Si ya te has hecho el test de embarazo y ha dado positivo… ¡FELICIDADES! Eres una mujer embarazada. Te esperan 40 semanas de embarazo, 9 meses y medio llenos de emociones, sensaciones nuevas, cambios en tu cuerpo y muchas ilusiónes 🙂 Tienes todo un camino por delante para aprender a cuidarte y cuidar al pequeño que llevas dentro de ti.

Cambios en tu cuerpo, la mujer embarazada

  • Uno de los primeros síntomas de embarazo es la amenorrea o falta de menstruación. Los test de embarazo permiten conocer tu embarazo cada vez más pronto y en sólo 3 minutos, por lo que si eres muy regular, tendrás un resultado desde los primeros días de falta de regla.
  • Notarás también una mayor sensibilidad en las mamas e incluso podrían haber aumentado de tamaño. Algunas mujeres sienten dolor, los senos mamas comienzan a prepararse para, al final de todo el proceso del embarazo, poder alimentar al bebé.
  • No ocurre en todos los casos pero podrías padecer náuseas y ganas de vomitar, es debido al gran aumento de la hormona gonadotropina coriónica durante el embarazo.
  • En la cuarta semana podrías notar una mayor sensación de fatiga o cansancio que, a pesar de no ser un síntoma concluyente, sí podrían darte algunas pistas sobre si estás embarazada.
  • En la semana 4 podrías tener lo que se conoce como hemorragia de implantación, es un sangrado rosáceo o amarronado que se produce cuando el óvulo se implanta en la pared del útero.

¿Qué tal llevas tus primeras semanas de embarazo?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s